Hasta el próximo 1 de noviembre, en el Museo de Historia de Valencia, se podrán ver los carteles más representativos de la Feria de Julio de la ciudad, cuyos orígenes se remontan a 1871. La cartelería que anunciaba la fiesta más popular de la ciudad ha evolucionado desde entonces, la exposición trata de hacer un recorrido por el tiempo. 

Autores como Benlliure o Renau están presentes y entre los estilos que podremos encontrar figuran el art decó, el costumbrismo o el hiperrealismo entre otros. Además, los visitantes podrán dejar constancia de cuál es su cartel favorito gracias a una iniciativa del museo. Se repartirá un panfleto a todos los visitantes, en él encontrarán un adhesivo con una cara sonriente que podrá pegar se en recuadro junto al cartel.

“La festa de la modernitat”, que así se llama la exposición, responde a criterios estilísticos, no cronológicos. En ella se muestran los gustos cambiantes y la permanente tensión entre modernidad y tradición.