El temporal valenciano ha dejado diversos desperfectos en nuestras playas.

El temporal valenciano de lluvia intensa y viento que desde ayer descarga sobre la ciudad de Valencia ha dejado, hasta el momento, numerosos desperfectos en las playas urbanas. Desde el Equipo de Gobierno Local se ha vuelto a denunciar la “dejadez” del Ejecutivo Central, que no ha tomado ninguna medida desde los procesos pluviales que ya tuvieron perniciosos efectos hace apenas un mes.

Las torres de salvamento de las playas de la ciudad han quedado abatidas por las olas, incluso algunas de ellas aún permanecen dentro del agua en estos momentos. Hay también numerosos carteles en el suelo por el efecto del viento, y el Paseo Marítimo de la ciudad está intransitable en buena parte de su recorrido, tanto por la acumulación de agua como de arena.

 En la playa del Algarrobo, en el paseo de la zona de la urbanización La Casbah se ha abierto un nuevo agujero, que está lleno de agua. Las olas, de casi tres metros, continúan golpeando el muro, y las dunas que habían sido regeneradas ante el Sidi Saler se han destruido. El escalón formato cerca del mar es de casi un metro de altura.“Particularmente en esta zona resulta alarmando comprobar la dejadez de funciones del Gobierno Central”, han denunciado tanto Pilar Soriano como el concejal de Devesa-Albufera, Sergi Campillo. “Hace un mes que exigimos que asumiera su responsabilidad y que tomara las medidas de urgencia necesarias para evitar cualquier riesgo para los vecinos y vecinas que viven a cerca del mar”. “Pero lamentablemente –han continuado- un mes y un temporal después, el Gobierno del PP no ha hecho nada en esta zona”.

En cuanto a la afección al arbolado de la ciudad, en total se han perdido 38 árboles durante este último temporal. El efecto del viento ha producido también el desplazamiento y/o volcado de alrededor de 100 unidades de contenedores de residuos urbanos y de recogida selectiva a lo largo de la tarde/noche de ayer.

Según los datos de pluviometría facilitados desde el Servicio Municipal del Ciclo Integral del Agua, la precipitación media acumulada desde las 08:00 horas del jueves hasta las 10:30 del viernes fue de 72,30 litros por metro cuadrado, lo que representa que la red de colectores municipales ha vehiculizado un total de 3.253,5 millones de litros de aguas de lluvia. 

No solo las playas se han visto afectadas por el temporal, un total de 17 tramos de carreteras de las tres provincias de la Comunitat Valenciana han permanecido cortadas al tráfico como consecuencia de la lluvia y la nieve de estos últimos días.