Sin ninguna duda, los mejores regalos que me han hecho en mi vida, han sido las obras de arte. Se revalorizan con los años, no pasan de moda y resisten el paso del tiempo. Seguro que no puedes decir lo mismo de otras cosas. Así que, si no sabes que regalar a esa persona que ya lo tiene todo; o simplemente si quieres que te recuerden con mucho cariño, con el arte es muy difícil fallar.

Las galerías ofrecen presupuestos para todos los bolsillos y en muchas de ellas, la posibilidad de cambiar la pieza si no es del gusto de el cliente.

La recién inaugurada ShiraS expone actualmente su muestra de Navidad con obras de formatos medios de grandes artistas (Horacio Silva, Javier Chapa, Jose Saborit, etc…). Precios muy competitivos con obras de primer nivel que hace el arte accesible a todos.

El espacio Subasta de arte está realizando la exposición de 150 piezas con grandes nombres como Antonio de Felipe, Manolo Valdés, Yturralde, Michavila, y un largo etc de obras contemporáneas y clásicas. La subasta la realizará el próximo 18 de diciembre. Sin duda, una buena oportunidad de hacerse con una buena pieza a precios adecuados.

IMG 5069

La galería Benlliure también ofrece grandes nombres de artistas consagrados con grabados de Miró o esculturas del Equipo Crónica, pero también obras  de Borés o Macarrón. La calidad  y confianza de una galería con presupuestos para todos.

Si quieres un arte más joven, yo me quedo con el Pepita Lumier, el espacio dedicado a la ilustración. Es su especial Market de Navidad encontraras prints de Paula Bonet, cerámica de Regina Quesada o todo tipo de cómics, ilustraciones y libros.

PepitaL

Y la parte solidaria viene con la exposición subasta a favor de ADELA (Asociación valenciana de esclerosis lateral amiotrófica). Se inagura el próximo lunes en el Palau Pineda de la Plaza del Carmen y la subasta se realizará el 30 de diciembre. Artistas como Toni Colomina, Regina Roca o Paula Bonet han donado obras en favor de esta asociación.

Como ves, el arte es accesible a todos. Y son esos regalos que perduran para siempre. (Además de los diamantes, claro).