Cuando perdemos peso y eliminamos grasa corporal, ¿cómo crees que se elimina? La creencia popular, incluso en profesionales de la salud, es que “la grasa corporal se convierte en músculo” o ” se convierte en combustible encargado de producir en energía o calor”, pues bien, te aclaramos algo: ninguna de ellas es cierta.

Entonces, ¿en qué se convierte la grasa corporal?

Según el físico Ruben Meerman y el bioquímico especializado en lípidos Andrew Brown, coinciden en que hay una gran ignorancia y confusión sobre el proceso metabólico de la pérdida de grasa corporal.

Sus estudios sobre este proceso, fueron publicados en 2014 y concluían lo siguiente:

  • El exceso de carbohidratos alimentarios y proteínas se convierten en un tipo de grasa llamada triglicéridos. Cuando las personas intentan perder peso, están tratando de metabolizar estos triglicéridos mientras mantienen intacta su masa libre de grasa.
  • Los triglicéridos se componen de tres tipos de átomos: carbono, hidrógeno y oxígeno. Las moléculas de triglicéridos pueden dividirse únicamente al dividir estos átomos, a través de un proceso conocido como oxidación.
  • Los investigadores decidieron seguir el camino de estos átomos cuando salieron del cuerpo. Ellos encontraron que cuando 10 kg de grasa se oxidaron, 8.4 kg fueron convertidos y excretados como dióxido de carbono (CO 2) a través de los pulmones, y 1.6 kg se convirtieron en agua (H20).
  • Para que 10 kilos de grasa humana puedan ser oxidados, los investigadores calcularon que deben inhalar 29 kg de oxígeno. Entonces la oxidación produce un total de 28 kg de CO2 y 11 kg de H20.

En resumen, prácticamente exhalamos todo el peso que perdemos.

¿Por qué los mitos sobre la pérdida de grasa corporal?

En relación al mito de que “la grasa se convierte en energía”, se desmiente al afirmar que no es posible dado que va en contra de la ley de la conservación de la materia, en realidad es muy difícil convertir la materia en energía.

En cuanto a la teoría de que “la grasa se convierte en músculo”, esto es algo imposible tal y como afirman los expertos.

Exhalar la grasa

Además de los alimentos que ingerimos, debemos tener en cuenta el oxígeno que inhalamos.

Por ejemplo: si ingieres 3,5 kilos de comida y de agua, más 500 gramos de oxígeno, en total son 4 kilos que deben volver a salir. “De lo contrario, ganarás peso”, señalan los expertos.

“Perder peso requiere desbloquear el carbono almacenado en las células de grasa”, y al respirar producimos carbono.

Entonces, ¿si respiramos más, perderemos más de esa grasa convertida en carbono? Lamentablemente NO, respirar más de lo que toca te causará hiperventilación y con ello, probablemente mareo o incluso un desmayo.

Quemar grasa corporal haciendo ejercicio físico

Los expertos indican que “la única manera de que conscientemente puedas aumentar la cantidad de dióxido de carbono que produce tu cuerpo es moviendo los músculos”.

Hay otras formas en las que producimos dióxido de carbono, por ejemplo, cuando dormimos exhalamos hasta 200gr. de dióxido de carbono; o también acciones típicas tales vestirnos, hace que aumente el ritmo del metabolismo Obviamente lo aumentará mucho más actividades tales como salir a caminar, cocinar o barrer, lo triplica.

La clave para perder peso está en ingerir menos calorías de las que gastamos a lo largo del día, es decir, comer menos y moverse más.

Así que, si eres de l@s que necesita perder grasa corporal y aún no te has iniciado en un programa de ejercicio físico, ya es hora de moverte, en Cohens podemos ayudarte con nuestro servicio de entrenador personal en Valencia, te llevaremos por el mejor camino y juntos lograremos que “exhales” esa grasa corporal que tanto cuesta expulsar.