La rica obra de Federico García Lorca inspira los 11 temas inéditos del disco «Muerto de Amor» que Elma Sambeat estrena el 14 de febrero en el Teatre El Musical

“Muerto de Amor”, el nuevo disco de la artista valenciana Elma Sambeat, grabado en Millenia, es como un caleidoscopio en el que cada giro descubre una nueva imagen brillante y colorida del universo inmenso e inabarcable de Federico García  Lorca. “A mis ojos Federico García Lorca fue un hombre muy culto, sensible y refinado; pero con una voluntad de acercarse a las cosas de la tierra, del pueblo, de la gente, y no a partir de clichés sino con todas sus luces y sus sombras. Y en eso me siento muy identificada. Así es como yo siento mi propio acercamiento a lo popular, a la música tradicional por ejemplo”, detalla Sambeat.

La artista valenciana y el pianista francés Baptiste Bailly consiguen con 11 temas inéditos un retrato poliédrico de la obra del granadino en el que en el que se advierten las influencias del jazz, los ritmos populares y la música  española para crear un sonido único y personal. “Por primera vez he dado rienda suelta a lo emocional como punto de partida sin pensar en lo vocal, dejando que cada canción pidiera lo que necesitara. El resultado habla por sí mismo, cada canción me conecta con algo profundo que a su vez entronca con mi experiencia estética con el poema de Lorca. Es cierto que este proyecto es difícil de encasillar, y admito que es algo deliberado. He tratado de buscar la Belleza con mayúscula, más allá de géneros. Y eso se ha conseguido en gran medida a la labor de Baptiste Bailly, pianista y co-creador de este proyecto”.

La excepción a este disco compuesto en castellano es “Ao Longo das Ruas Infindas”, el único tema en gallego. “Me pareció una gran oportunidad componer una canción sobre un texto en gallego, ya que conectaba con mi pasión por la cultura galaicoportuguesa, el fado…», comenta Sambeat.

Para el concierto de presentación, Elma y Bailly, se acompañan de un sólido equipo de músicos experimentados y bien conocidos en la escena local y nacional como Efrén López  a cargo del oud, la mandolina, la bandurria, el cistro, la zanfona y la percusión; Alessandro Cesarini en el contrabajo; Andrés Belmonte tocando el ney;  David Gadea en la percusión y la bailarina Corea Mateu aportará movimiento generando una conexión con Elma en escena y una presencia que completa el espectáculo. La suma de sus talentos consigue que el caleidoscopio lorquiano siga sorprendiendo con sus juegos luminosos.

«Para el disco he contado con otras colaboraciones muy especiales, como es el cantante Carles Dénia a quien admiro muchísimo;  Belmonte en la flautala violonchelista Alba Haro y la cantante Tere Núñez, amiga del alma. Para algunos coros también han participado Roxane Arnal Iván López. Estoy sumamente agradecida por este equipazo», añade Elma.

El disco en sí, considerado una rareza para las generaciones actuales, que han mamado de la música vía online, es también una pequeña obra de arte surgida del pincel de Isaías Escudero.

«He creído que lo mejor es ofrecer un verdadero objeto especial a quien lo compre. Con su cuidadísimo diseño, una ilustración por canción, con las letras y todo lujo de detalles. Quien quiera adquirirlo tiene esa compensación. Definitivamente no es una mera cajita de cartón. Yo soy de esas que cuando me enamoro de un disco quiero saber todo, qué instrumentos son, quién los toca, la letra… cuanta más información mejor. Y eso es lo que he querido ofrecer, en estos tiempos extraños… un trocito de Belleza»